8 sept. 2012

Recuerdo que hace un par de veranos tu estabas en Longueuil y yo me había perdido por países excomunistas. Otra vez. Y hablábamos más que nunca. Era la relación ideal que necesitábamos. Tú vivías los atardeceres conmigo y yo las noches enteras contigo.  Al carajo la distancia. Sabes, me gustaba que me llamases borracho de madrugada soltando un escueto ‘hm, hun...’ y que colgaras. Y que descaradamente al día siguiente volviésemos hablar. De tonterías. Habías visto un castor. Y yo las ruinas de una ciudad. En aquella época nada estaba definido y yo no encontraba por ningún lado la carátula de In rainbows de Radiohead. Dónde la habría dejado. Dónde habíamos dejado aparcado lo nuestro antes de que partiéramos.
a) Fui a buscarte al aeropuerto y durante todo el camino no me quité las gafas de sol porque mis ojos, mis ojos brillaban demasiado. No quería asustarte. Al llegar a mi casa traías contigo un libro de mitología griega que leímos antes de acostarnos. Si Eros nos hubiera visto. Por aquél entonces ya había encontrado la carátula de Radiohead y you're all I need/ I'm in the middle of your picture/Lying in the reeds/ me ensordecía más que nunca.
b) Fui a buscarte al aeropuerto y tu reacción al verme allí no era la que esperaba. Otra vez. Te llevé a casa y en el coche Thom York cantaba I am all the days/That you choose to ignore. Yo era ese predicado nominal decadente. Y dolía. Al bajarte del coche te dejaste ese libro de mitología griega. Y en él, Caronte me invitaba a dejar de pensar en ti.

8 comentarios :

  1. Qué bonito! Preferir prefiero la primera opción, pero la segunda.. desgraciadamente también es posible.
    Un besito.
    http://yanostocaserfelices.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Mitología griega <3 Es un texto precioso.

    ResponderEliminar
  3. Por vivir atardeceres y noches enteras junto a otra persona, atardeceres desgarradores y noches indefinidas, hasta Dioniso se volvería fiel a alguna de sus amantes. Que Caronte piense lo que quiera, que recordar que no estamos muertos es importante, duela o no.

    un saludo!

    ResponderEliminar
  4. Ya soy el habitante 61 de este universo interplanetario que sobre todo vive, escribe y sueña...

    Me fascina este texto.

    ResponderEliminar
  5. Un gran relato lleno de intensidad al que le va perfecto Radiohead y con dos opciones finales que no sé por qué pienso que de algún modo fueron concurrentes.

    ResponderEliminar
  6. Como no te he descubierto antes! :S Que desperdicio de tiempo

    Este blog es de los que me gustan, y mucho, mucho.

    Yo tb lo recuerdo

    ResponderEliminar
  7. Es genial el relato. Yo creo que es la expectativa lo que nos lleva a esos lugaren tan crudos...

    ResponderEliminar